jueves, 31 de julio de 2014

Conil








Acuarela con barcas de mil colores
recortando siluetas sobre la mar;
casitas agrupadas, blancas de cal
y en la playa, turistas y pescadores.

Es verano y la noche se vuelve fiesta,
por las calles se vive, pleno, el amor;
en la plaza hay adornos de cadenetas
y en el aire compases de acordeón.

Mañana de domingo. Sobre la arena
de la playa, mil voces. El cielo añil.
Se subastan cigalas y camarones,
sardinas, pescaítos y boquerones
recién sacados de la mar de Conil.

                                   1990 (Reedición)