jueves, 22 de enero de 2015

Soneto LVII (Vejez)







Ese incierto vivir,esa desgana
que transforma sin más su sangre en hielo,
ese miedo a soñar,ese desvelo
ante cualquier señal en su ventana.

Esa feroz rutina cotidiana
que lo tiene pegado al duro suelo,
ese miedo a sentir,ese recelo
del vívido fulgor de la mañana...

no es más que la vejez,la decadencia
de un cuerpo ajado ya,sin alegría,
que sumiso va en pos de su sentencia;

dejó ya muy atrás su mediodía
y en la tarde navega su existencia
camino de la noche más sombría.








69 comentarios:

  1. ¡Hola Joaquín!!!

    Nos dejas un exquisito soneto triste pero lleno de belleza. Y si tiene mucho sentido para muchas personas que no tienen el calor de aquellos con quien compartieron su vida. Hay de todo no cabe duda, personas mayores que se sienten bien a lado de su familia. Aunque hay abuelos/as muy explotados cargando con sus nietos todo el día... Creo que después de haber criado nuestros hijos ya merecen o merecemos un descanso antes que llegue la muerte.

    Ha sido un inmenso placer pasar por tu casa y leer tu sabia y sabrosa poesía.
    Te dejo mi gratitud y mi estima.
    Un beso y feliz fin de semana.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Claro,una cosa es que se les quiera y se les cuide y otra muy distinta que se les explote contra su voluntad en el cuidado de los nietos.
      Gracias Marina por tu lectura y tu razonada opinión.

      Un abrazo

      Eliminar
  2. Precioso soneto y certero en algunos casos, por desgracia.
    Tu comentario final exalta a aquellos que habiéndolo dado todo en la vida, reciben por quintuplicado lo que han dado.
    Un abrazo y buen fin de semana.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Armando,creo que al final de la vida nos lo merecemos todo.

      Un abrazo

      Eliminar
  3. Es un gran soneto, Joaquín, con una pausada y delicadísima cadencia que parece que las palabras se te vinieran a descansar en lo más hondo de uno mismo.
    No obstante estoy de acuerdo contigo en lo que dices de las personas mayores.
    La vida se tiene que vivir a tope mientras se vive. Solo tenemos una.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias Socorro,me alegro de que te haya gustado.

      Abrazos

      Eliminar
  4. cuesta, pero que no se pierdan las ganas de vida, eso es lo que importa... Algo sobre este tema escribí alguna vez:

    http://lostrazosdemonapia.blogspot.com.ar/2013/04/signos-vitales.html?q=no+basta

    un abrazo!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pasaré a leerte Mónica.

      Gracias por tu lectura y por dejar tu huella.

      Eliminar
  5. Un soneto bien construido y profundo, amigo...Ojalá, sepamos llegar a la vejez con la ilusión y las ganas de vivir de la juventud, ahora nos preparamos y debemos ser conscientes de ello. No sólo es necesario buena compañía, también paz, optimismo y dignidad de espíritu.
    Mi gratitud y mi abrazo por compartir tus buenas letras, Joaquín.
    M.Jesús

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ojalá lleguemos así como dices,es importante conservar ese espíritu y esas ganas de vivir.
      Gracias María Jesús por tu lectura y tu bello comentario.Es un placer tenerte entre mis lectores.

      Un fuerte abrazo

      Eliminar
  6. Completamente de acuerdo con lo que dices.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  7. Hermoso !! ¿qué más puedo decir? No solo su construcción sino lo que transmite. Gracias y un beso, Joaquín.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues muchas gracias Mabel.Me alegra saber que te gustó el soneto.

      Abrazos

      Eliminar
  8. Pero cierto, maestro, hay un momento en que ya la vida se doblega. Y se cumple la sentencia de nacer crecer, desarrollarse y perecer. UN abrazo. Carlos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Carlos,así es amigo,ley de vida.

      Un abrazo

      Eliminar
  9. Hay que encarar la vida con actitud positiva y el corazón joven.
    Un precioso y triste poema que nos hace reflexionar.

    una lluvia de besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Se eso se trata,de no envejecer por dentro.

      Gracias por tu presencia.

      Abrazos.

      Eliminar
  10. IMPORTANTE TU ACLARACIÓN A PIE DE PÁGINA en relación al soneto que nos dejas, Joaquin. Esa etapa donde cargamos con todo el equipaje de una vida, que, en definitiva, es un equipaje de sabiduría.

    Un abrazo y que disfrutes del fin de semana

    Fina

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Fina,me alegra que lo hayas visto así.
      Buen domingo.

      Abrazos.

      Eliminar
  11. Estoy absoluta y totalmente de acuerdo contigo. La vejez, por suerte, nos llegará a todos y hemos de asumirlo, pero sin duda, hacerlo acompañados y queridos es infinitamente mejor.
    El soneto es hermoso a pesar de la crudeza, porque tampoco hemos de olvidar que envejecer para muchos es una condena, precisamente por la carencia de lo anterior...
    Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Tú lo has dicho,por suerte.Es más triste no llegar a viejo porque te quedaste en el camino.
      Gracias Marinel por dejar tu huella.

      Un abrazo

      Eliminar
  12. Joaquín, tu soneto expresa con crudeza una realidad que afecta a muchos. A unos les llega prematura porque no sembraron ilusiones y estuvieron aferrados a "esa feroz rutina", y a otros les llega mucho más tarde por motivos ajenos, como la salud. Pero es hermoso atizar cada mañana las brasas, atreverse a soñar y seguir abonando el alma con las aficiones de siempre y estar dispuestos a emprender otras. La vejez empieza cuando nada se desea con pasión.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Así es Fanny,tu comentario es todo un tratado de como llegamos a esta etapa final de la vida y estoy totalmente de acuerdo con lo que expones.No todos llegamos en las mismas condiciones y por eso debemos intentar siempre llegar con toda la ilusión o al menos con la mayor parte de ella intacta.
      Agradezco tu opinión que enriquece la entrada.

      Un abrazo

      Eliminar
  13. Triste aunque bello y excelente soneto. Muy certera tu explicación, amigo Poeta.

    Felicidades y sintámonos privilegiados por envejecer, pues eso significa que no morimos joven.

    Un abrazo. María

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muy cierto María,en cierto modo es un privilegio y como tal hay que recibirlo.

      Gracias y un abrazo

      Eliminar
  14. La tristeza del soneto no lo hace menos bello, te felicito. Es real, es la vida que a veces nos juega un partido de ajedrez donde nos acosa con un Jaque Mate.

    Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias María Rosa.Sí,la realidad puede a veces ser cruda y así hay que reflejarlo.

      Te mando un abrazo

      Eliminar
  15. Respuestas
    1. Muchas gracias Amapola,me alegro de que te haya gustado.

      Abrazos.

      Eliminar
  16. en la mayoría de los hombres su vejez es así, al menos acá en Chile
    en cambio la vejez de las mujeres es luminosa

    sabes que tu soneto lo ha retratado exacto
    mi padre tiene 84 años y es así , tal cual tu protagonista
    la victimización es total

    en fin que las personas a veces no reconocen todos los regalos que la vida le ha dado
    y solo saben decir que la vida los ha llenado de sufrimientos

    mil gracias por todas tus huellas Joaquín
    abrazos gorditos y feliz fin de semana

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues siento que tu padre sienta así la vejez Elisa porque no es la actitud más favorable,lo perjudica a él y quienes lo rodean que se sienten impotentes ante su manera de ver las cosas.Conozco personas así,suelen ser pesimistas y es a ellos mismos a quienes más perjudican.
      Creo que al final de la vida uno debe aferrarse siempre a los buenos recuerdos y procurar olvidar los malos.

      Gracias por estar siempre.

      Feliz semana y un abrazo

      Eliminar

  17. El soneto muy muy bueno, como acostumbran a serlo todos los tuyos.
    Es crudo y pesimista y así todo está lleno de belleza.
    No entiendo, no acabo de comprender, por qué tienes que explicar, hacer esa anotación al pie, como tratando de separarte del poema, no estoy diciendo que seas tú, ni mucho menos, por supuesto que no, el que se encuentre en tal circunstacia, pero me llama la atención que lo hagas. Creo que aquí, me refiero a este mundillo blogger, quien más y quien menos realmente da por sentado que lo que está leyendo le sucede al autor de dichas palabras, más o menos como si estuviera leyendo una especie de diario de vida, que no digo que no los haya, los habrá sin duda, pero en el caso de poesía, no sé, no lo veo yo así, porque desde luego el poeta no se puede separar del todo de sus versos pero tampoco se puede ni debe decirse que sea él en toda su extensión, que le ocurra lo que dice el poema.
    Entonces, amigo mío, ¿no es mejor que cada lector tome los versos como ellos le digan, o como él lo interprete, sin necesidad alguna de explicaciones acerca de si es o no es real, ni tampoco pistas que le hagan sentir otra cosa que no sea lo que siente, sin guías de ningún tipo?
    Entiendo que algunas veces se puede hacer necesario, pero la mayoría no, y hacerlo es destrozar un poco el poema, menguarlo, y creo que no se debe nunca inducir al lector.
    Es tan sólo mi opinión, no quise extenderme tanto, lo siento.
    Te felicito por la mestría de tus sonetos, te agradezco la belleza que compartes, gracias, Joaquín- Jerónimo.
    Un abrazo grande, que tengas un buen día

    m.

    ResponderEliminar

  18. Olvidaba agradecerte tus lecturas y palabras allá en las mías; gracias, poeta, un placer saberte a su alrededor.
    Otro abrazo, salud

    m.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Ío,en primer lugar agradezco tu lectura y tu interés como lo demuestra tu trabajado comentario.
      Tal vez tengas razón y en esta ocasión no hiciera falta aclaración alguna pero me pareció,tras terminara el soneto, que NO representaba a la mayoría de los ancianos que conozco,que no todos sienten eso que cuenta el soneto y me pareció razonable la nota aclaratoria.Ahora ya no estoy tan seguro porque no es mi costumbre aclarar los poemas que escribo y comparto tu opinión de que la interpretación de cada poema corresponde hacerla al lector.Pero por esta vez ya está hecho.
      Y no, no se trata de una experiencia personal (aún no ,aunque tampoco es uno ya un jovencito) entre otras cosas porque el soneto va en tercera persona.Pero aunque fuera en primera persona,también comparto eso de que no siempre lo que escribimos son experiencias propias aunque muchos lectores es cierto que así lo ven.

      Agradezco tu presencia en mi blog y el tiempo empleado en analizar mi entrada,siempre ayuda a mejorar.

      Que tengas una excelente semana,amiga.Nos seguimos leyendo.

      Un fuerte abrazo.

      Eliminar
  19. Que dolor sentirse así, después de tantas experiencias, parece que todo debería ser mas fácil aunque la firmeza del cuerpo no acompañe, no te dejes abatir y ¡vive! da a conocer tus vivencias...
    Interesante escrito.
    Saludos en la tarde

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Estimada amiga Esencia,no se trata de mí,pero agradezco tus consejos,nunca vienen mal.Como puedes apreciar,el soneto está escrito en tercera persona y su protagonista es un anciano anónimo que está ya en la última etapa de su vida.

      Gracias por la lectura.

      Saludos muy cordiales.

      Eliminar
  20. El caminar por la vida, nos lleva a pasar por distintas etapas.
    No hace muchos años, he pasado por una muy dura, en la que me he sentido identificada con el protagonista de tu soneto.
    No es que me crea que sé escribir bien, pero el usar las letras a mi modo, ha sido la terapia idónea para liberar los sentimientos que me ahogaban y, poco a poco, siento el calor de la vida al volver a ver el resplandor del sol.
    Ha sido un placer leerte.
    Cariños y buen fin de semana.
    Kasioles

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me alegra tu recuperación y coincido contigo en que el escribir no ayuda a sobrellevar los malos momentos independientemente de que lo hagamos mejor o peor,eso es lo de menos.
      Muchas gracias por tu visita Kasioles y que sigan esos ánimos.

      Un abrazo

      Eliminar
  21. Hola, Jerónimo
    La vejez tarde o temprano ha de llegarnos puesto que no somos inmortales. Hay que preparar la mente y procurar sembrar amor para recibirlo de vuelta cuando ya nuestras fuerzas no sean las mismas.
    Como siempre ha sido un gusto leerte. Feliz fin de semana
    Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. De eso se trata Rud,de sembrar para recoger,aunque cuando sembramos no lo hagamos con esa intención precisamente,pero así es.

      Gracias por tu lectura y opinión.

      Abrazos.

      Eliminar
  22. Muy certero lo que expresas.
    La vida va pasando y tenemos que asumirlo.
    Ahora estoy volcada cuidando a mí madre que está delicada. Pongo todo mi cariño porque ella se lo merece.
    Un placer leerte.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues seguro que es feliz contigo a su lado Amalia.

      Gracias por venir.

      Un abrazo

      Eliminar
  23. Que bonito y que realista tu soneto Jero, pero mientras hay salud, la vida puede dejar de ser tan triste haciendo actividades (si es que se tienen ganas claro).
    De todas las formas, el hombre por lo general invernáis antes, jajaja.
    Precioso, me ha encantado a pesar de lo pesimista de la situación.
    Un abrazo Jero.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Cierto Elda,los hombres invernamos antes (me gusta la palabra) y también nos vamos antes al otro barrio,¡que se le va a hacer!.Lo importante es eso,llenar el tiempo con algo y rodearte de los tuyos,como ves ya me estoy programando el futuro...jajajaja

      Gracias y un abrazo

      Eliminar
  24. ¿Sabes Joaquín? No se donde leí que muchos no cumplen los ochenta porque se empeñan en no pasar de los cuarenta.
    Al igual que tu, no conozco a nadie que quera morir y menos a los ancianos que se aferran como el que más y a los que hay que cuidar, amar y.....escuchar.
    Abrazos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Exacto Karras,de eso se trata.La vida hay que apurarla hasta el final que solo tenemos una.

      Un fuerte abrazo

      Eliminar
  25. hay dos caminos para llegar a la vejez,
    como un tonto y por ello se puede esperar cualquier cosa
    o como un sabio, lleno de vitalidad y conocimiento, querido y admirado por ello; entonces ¿porqué morirse?
    un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Eso es Omar,mejor como un sabio,disfrutando de cada uno de los días.

      Gracias por tu presencia.

      Abrazos.

      Eliminar
  26. Huyyy, Jerónimo, que maravilla de soneto, como has captado el alma de muchas personas que sólo viven el presente y esperan la muerte cada día porque se creen demasiado viejos... Son unos versos llenos de lirismo, qué hacen meditar... es cierto que la vejez,y bendito el que llegue a ella con salud, es una etapa de la vida que tú has versado maravillosamente.

    Te dejo un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me alegro mucho de que te haya gustado el soneto Ángeles.
      La vejez es otra etapa más de la vida y deben sentirse afortunados los que llegan a ella con salud, como bien apuntas.

      Gracias por tu huella.

      Abrazos.

      Eliminar
  27. Sabes Joaquín? Las personas mayores que conozco tienen mucha más vida a veces que muchos de los jóvenes que conozco, no creo que se trate de la edad en sí, sino de cómo afrontar la vida.
    Hay jóvenes ya viejos y viceversa. Y luego ya, cada cual terminará sus días como más le plazca.

    Besos, mi querido Joaquín.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. La juventud es algo que debe sentirse por dentro para que sea real,es cierto.
      El sentir la vida es una cuestión de energía,de ganas de vivir y eso no tiene edad.

      Gracias por tu valiosa opinión Eva.

      Un fuerte abrazo

      Eliminar
  28. Hola amigo...precioso soneto a la vejez...gracias por tus palabras y tu compañia


    feliz semana
    un abrazo
    Marina

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias a ti Marina por tu seguimiento y tus amables comentarios.

      Un abrazo

      Eliminar
  29. Vale, vale, todo eso está muy bien: el soneto, la necesidad de compañía...
    Pero, vamos a lo esencial, ¿a qué hora nos ponen la merienda?
    Abrazos, siempre

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí,esa que no falte...jajajaja.
      Bueno,aún nos falta para eso Amando,seguimos siendo dos jovencitos...eso sí, de espíritu, que es lo importante.

      Gracias.
      Abrazos.

      Eliminar
  30. Es buenísimo este soneto...

    Son composiciones difíciles, pero tú los bordas.

    Muchos besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues muchas gracias Carmen,me alegra saber que te ha gustado.

      Un abrazo

      Eliminar
  31. Este año como cada año, nuestro tren parara en alguna estación, depende de cada uno de nosotros dejar ir a la tristezas, miedos, frustraciones, malos momentos, desamor. Agradece a cada uno de ellos.. su compañía y sus enseñanzas, aunque hayan sido dolorosas, déjalos ir, déjalos bajar de este tren. Deseo que en esta parada, a tu tren suban miles de bendiciones, sueños alcanzables, amor, abundancia, fuerza y determinación para seguir tu viaje.
    Hoy en mi vagón quedaran puestos desocupados y espero te sientes a mi lado para compartir junt@s este nuevo viaje. FELIZ NUEVO COMIENZO EN ESTE AÑO 2015!!!


    Mis felicitaciones por este soneto..
    He trabajado en residencias y centros de dias..Los segundos son más aceptables los primero me daba mucha pena verlos allí por lo menos los que se daban cuenta..Yo les llamaba sala de espera..Solo las visitas cuando podian y algunos de ellos sin ninguna durante años..es muy duro


    Gracias por compartir
    Con cariño Victoria

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias ati Victoria por tu visita y tus bellos deseos.
      La vejez en solitario debe de ser muy dura,es verdad.

      Te mando un abrazo

      Eliminar
  32. Seguramente llegar a la vejez en soledad debe ser como una muerte en vida. Pero es cierto lo que aclaras después, siempre lo escucho a mis mayores, que no se sienten como se ven en el espejo.

    Excelente trabajo amigo

    Un fuerte abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Por lo general,casi nadie se siente viejo y eso es bueno.

      Gracias por venir Sandra

      Otro abrazo para ti.

      Eliminar
  33. Empiezo por disculparme, al tenerte enlazado por el otro blog que has dejado, nunca veía tus actualizaciones y además yo he andado medio perdida entre al trabajo y la vida real un poco lejos de estos mundos o no tan pendiente como solía en fin.. que por eso de pronto me he dicho...
    ¡¡ JOAQUÍIIIIN!! se me perdió :-)

    Respecto a tu precioso poema, la realidad real es que la vejez debe ser muy dura, cierto que no son los años, cierto que es cuestión de actitud, de ánimo y sobre todo de ganas e ilusión pero lo cierto es que le cuerpo es el que es y supongo debe ser terrible levantarte con mil dolores y achaques con los que además de con la vida hay que pelear... sea como sea la vida es taaan hermosa que aun con nubes y claro también tiene ese puntito de remanso despreocupado con tiempo para hacer lo desees que a veces me hace desear imperiosamente que por favor me llegue pronto la jubilación jaja la de cosas que haría xD! ... a mi me tenían que regalar tres vidas por el precio de una aun así no haría todo lo que deseo :-)

    Un beso muy grande y enhorabuena.. a ver si te cambio la dirección y no te pierdo otra vez de vista si es así por favor tírame de la chaqueta que no me entero ... Muaaaaaaaaaaaks!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola María,anoche mismo a última hora vi tu nueva entrada y por ser tarde,la dejé para hoy.Lo bueno de este mundillo es que,aunque nos marchemos de viaje espacial o temporal por unos días e incluso por meses,al final siempre volvemos a reencontrarnos en alguna de las miles de encrucijadas de este fabuloso planeta llamado blogosfera.
      No,no es agradable la vejez pero es cierto que existen mil maneras de llevarla y hay que llegar a ella con la mejor actitud,pensando que el llegar en un estado medianamente aceptable ya es un triunfo,porque muchos no lo consiguieron.
      Y no,no tengas prisa por llegar a esa jubilación,ya llegará sola y podrás disfrutar de ella.Estoy seguro de que la tuya será una jubilación totalmente creativa y llena de ideas y de vida.

      Gracias por llenar de energía y de optimismo mi casa virtual,siempre serás bien recibida en ella.:)

      Un abrazo enorme.

      Eliminar
  34. Aunque las arrugas nos van revistiendo por fuera, sin duda, por dentro lo importante es llevar un traje de juventud, los años no nos tienen que pesar en un sentido negativo, envejecer es inevitable como bien aclaras. Magnífico poema y maravilloso blog. Por aquí me quedo si me lo permites, abrazos. Gema

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Estás en tu casa Gema. Agradezco mucho tu visita y tu opinión sobre el soneto.

      Abrazos.

      Eliminar
  35. Leerte es un regalo, amigo. Lo he disfrutado porque hiciste, como siempre, una obra de arte y eso no es fácil. Me gusta mucho esa cadencia, esa voz que llega a lo más hondo...Y las palabras hechas para tu soneto o tu soneto en ellas. Una delicia! Gracias por compartirlo. Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias a ti Julie por tus comentarios, siempre halagadores hacia mi poesía.

      Un fuerte abrazo,amiga.

      Eliminar